Ir al contenido principal

(autorretrato)


Mírate, tirado en la puerta
desprovisto de seguridades
al filo de la soga y las cenizas
en carrera frenética
en calle sin salida ni retornos
pobre de abrazos y futuro
la parte derecha de tu rostro
es como un piano en despedida.

Mírate, dando vueltas en el balcón
dos curiosos esperan que caigas
y que en un impacto de polvo
des silencio a tu pulso bullicioso
o en la mesa de tu cuartucho
la frente clavada, palabras secas
piececitas de rompecabezas
repetidas con torpe entusiasmo
¡despierta!, la sangre que quieres
está en la calle que miras absorto
no en el papel que hieren
tus trazos siempre crudos.

Mírate, mientras dibujas un adiós
sobre un panfleto que quiso
arder en esta madrugada que espera
una guitarra rugosa, un machete rítmico
un canto que quiso ser y será.

Mírate, donde nadie te ha podido ver
recostado en las ruinas de tu raíz
revolviendo la tierra sin placer
tomando las letras, mutilándolas,
cerrando el acertijo de los versos
la normalidad abre sus puertas.


-Luis Calvo Rodríguez, del poemario “Amanecer de madera”, Tercer Lugar del Concurso Nacional de Poesía León A. Soto 2012, Municipio de Panamá.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Universidad y Democracia Popular

El apartheid en Sudáfrica, la segregación racial en Estados Unidos, el régimen del gold roll y silver roll en la antigua Zona del Canal, son ejemplos recientes en la historia de la humanidad en los cuales se ha disminuido o suprimido los Derechos Civiles y Políticos de un sector de la sociedad en beneficio de otro.
Durante su vigencia, estas tiranías contaron con sus partidarios, ideólogos y defensores oficiosos quienes esbozaron muchas razones para justificar la opresión. En todas las naciones donde predominaron estas condiciones, las universidades jugaron un papel primordial en el resquebrajamiento de los valores de la desigualdad, desde las universidades estatales surgieron gran parte de los argumentos científico-sociales que mandaron al estante del oscurantismo humano aquellas ideas que dominaron a gran parte del mundo.

Feminicidio en Panamá y función de la pena

Hasta el 9 de agosto del año en curso se han producido veintidós feminicidios en el país, según reportes de prensa. Mediante Ley 82 de 2013, a través de su artículo 41, se incorporó el artículo 132-A del Código Penal en el cual se sanciona el feminicidio con pena de 25 a 30 años de privación de libertad.  Tras los últimos casos de esta conducta criminal, algunos grupos proponen sanciones de entre 45 y 50 años de privación de libertad.
El sentido común dominante dicta que la solución a este y otros problemas es sencilla: un Código Penal más severo, que apele a todas las funciones de la pena, desde prevención general, tanto positiva como negativa (reconocidas en el artículo 7 del Código Penal), es decir, la utilización de la persona penalizada como un instrumento para disuadir a aquellos que piensen cometer la conducta en el futuro (negativa) o con el propósito de restablecer la confianza en el sistema de justicia y de la ley penal mediante la sanción de una persona (positiva). En ambos …

El centro como ficción política.

Un fenómeno a destacar de las recientes elecciones costarricenses (2 de febrero de 2014) es el esfuerzo de las dos fuerzas políticas que pasaron a segunda ronda por identificarse con el centro ideológico. El espectro ideológico puede definirse –a riesgo de ser esquemático– de izquierda a derecha de la siguiente forma: extrema izquierda, izquierda revolucionaria, centro izquierda (socialdemocracia), centro derecha (socio-liberales), derecha liberal y extrema derecha (fascismo).